Estilos de Tostión

El café fue tostado por primera vez hacia finales del siglo XIV. El método más antiguo consistía en tostar el grano verde en una pesada sartén sobre brasas de carbón. Culminando el siglo pasado, fue inventado un nuevo proceso en el cual los granos eran centrifugados en una cámara de aire caliente, calentada con gas natural. Este sistema perdura hasta nuestros días, siendo aún hoy el más usado.

La composición química de los granos cambia durante el proceso de tostado: el agua se disipa en el grano y una serie de reacciones químicas convierte los azúcares y almidones en aceites, los cuales otorgan al café gran parte de su aroma y sabor. Al ser tostado, el grano aumenta su tamaño al doble, y la caramelización del azúcar cambia el color de verde a marrón.

El color y aspecto del grano tostado dependen del tiempo de tostado. Mientras más largo sea el tiempo de tostado, más oscuro será el grano. Generalmente el grano se tuesta durante 10 a 20 minutos a temperaturas oscilantes entre 400F y 425F.

El secreto en el desarrollo del aroma y sabor del café reside en el tostado de los granos de café. El tiempo y la temperatura de tostado son cruciales en la preparación de una buena taza de café, así como en la determinación de qué características serán realizadas y cuáles serán variadas. Si el tostado es breve, los aceites no saldrán hasta la superficie y el café tendrá un sabor como de nuez y poco cuerpo.

Los granos tostados oscuros contienen menos acidez y un poco menos cafeína que los granos más claros, aunque también menor período de conservación, debido a la cantidad de aceites en la superficie. En los tostados más oscuros predomina el sabor ahumado, penetrante y quemado, ocultando el verdadero sabor del grano. Al contrario de las creencias populares, un tostado más oscuro no equivale a una taza de café más rica ni más fuerte. El tostado no determina si una taza de café será más o menos fuerte, el factor determinante es la proporción de agua con respecto al café en el momento de prepararlo.

Los granos tostados claros tienen un sabor más intenso, más altos en acidez que los tostados más oscuros. El café ha sido menos expuesto al calor, por lo cual las cualidades del grano son mejor mantenidas. Los tostados más claros se hacen con granos de más alta calidad, pues en este caso se expone el sabor real del grano.

Existen varios niveles de tostado, cada uno con características propias, que responden a diferentes gustos o usos específicos. Son los siguientes:

NIVEL

ASPECTO

CARACTERISTICAS

Tueste Canela Tostado claro, tono canela claro Sabor como de nuez pronunciado, alto nivel de acidez del café
Tueste Americano Tostado mediano, tono castaño Sabor como de acaramelado
Tueste de la Ciudad Tostado mediano, marrón mediano sin aceites en la superficie Sabor completo de café, con algo menos de acidez
Tueste Urbano Marrón castaño, apenas más oscuro que el tueste de la ciudad Sabor completo de café, con buen balance de azúcar y acidez
Viena Marrón oscuro, con rastros de aceite en la superficie Sabor de tostado oscuro
Tueste Francés Marrón oscuro, casi negro, aceitoso en la superficie Amargo, sabor ahumado y aroma intenso
Italiano Marrón chocolate amargo, con aceites en la superficie Sabor quemado
Espresso Tostado oscuro, de uso específico para máquinas de espresso Sabor quemado, fuerte y dulce

www.juanvaldez.com

Regresar a Tradición